Mujer

publicidad
22 de abril de 2012 • 11:45

Diez tipos de sexo y lugares que puedes probar con tu pareja

La web Glamour preparó una lista de 10 tipos de sexo que las parejas necesitan hacer al menos una vez en la vida.
Foto: Getty Images
 

Es natural que toda relación se enfríe, por lo menos un poco, después de los primeros años de convivencia. Pero existen formas de volver a encender la pasión y volver la relación interesante.

La web Glamour preparó una lista de 10 tipos de sexo que las parejas necesitan hacer al menos una vez en la vida.

Sexo teatral: "Todos nosotros tenemos fantasías", dice el especialista en sexo Lora Somoza. "Si usted está en un relación comprometida, puedes imaginarte con un policial sensual con esposas, no debe existir vergüenza de preguntar si el compañero asume ese rol”. La dramatización permite conocer nuevas personas en la cama sin, necesariamente, intercambiar el compañero.

Sexo lujoso: Quedarse en un hotel de lujo puede calentar la relación en la cama. De acuerdo con el sexólogo Tracey Cox, pocas personas viven momentos de lujo en la rutina diaria, por eso cuando se preparan para ello, quedan llenos de energía.

Sexo en local público: La idea de ser sorprendido flagrante puede ser muy excitante, pero eso no significa que seas un exhibicionista para divertirte. "Intente encontrar un aparcamiento abandonado o en la última fila en el cine", dije Somoza.

Sexo en la playa: El sonido de las olas, el paisaje deslumbrante, se puede unir con la diversión de la pareja. Sea en la arena o dentro del agua, la aventura encenderá la relación.

Sexo prohibido: "Si el libro best-seller 50 Shades of Grey nos dice alguna cosa, es que las mujeres les gusta quebrar reglas", comenta Somoza. Tomar el control durante el acto sexual y pedirle al hombre que obedezca las órdenes.

Sexo en el baño: El cuarto más subestimado como local para tener relaciones sexuales es el baño. Sin embargo, el lugar puede ser interesante. Los espejos proporcionan visión del acto de diversos ángulos, lo que hace el momento aún más caliente. Puedes usar la bañera y encender velas.

Sexo fingido: Demostrar que estás enojada con él y quieres arrancar sus ropas, pero también quieres resistirte, porque crees que debes enseñarle una lección. No resistas. “Colocar toda esta emoción durante el sexo puede dar más energía para la relación, según Somoza.
Sexo perezoso: Acostados, listos para dormir, quitarse la ropa y ponerse cerca del compañero. La relación puede comenzar despacio y el clima va a calentar a los pocos minutos.

Sexo ruidoso: Deja, por lo menos una vez, que todas las palabras que sientes ganas de decir durante el sexo salgan por la boca, sin pudor. La osadía cabe entre cuatro paredes, dejar la timidez de lado y liberarte para gritar, hablar y hacer cualquier ruido es válido.

Sexo en un lugar famoso: "Hacer sexo en, cerca o mirando para un lugar famoso es una experiencia increíble", dije Cox. "Usted aún no está realmente convencida de que está allá, entonces todo parece surreal", completó.
 

Terra Terra