0

Chanel fuera de los límites del universo

7 mar 2017
10h12
  • separator
  • comentarios

No existen límites posibles en el imaginario de Karl Lagerfeld que puedan impedirle convertir cualquier desfile de Chanel en un sueño hecho realidad. Y hoy volvió a demostrarlo con una colección para el próximo invierno juvenil y llena de tejidos metalizados, cuya puesta en escena dejó a todos boquiabiertos.

Lagerfeld, que ya había transformado en otras ocasiones el histórico Grand Palais en un supermercado o un aeropuerto, hizo instalar una gigantesca lanzadera espacial en la nave central del edificio, donde la máquina fingió un despegue al final del espectáculo.

De acuerdo con la decoración, su propuesta, que se mostró en la última jornada de presentación de las colecciones otoño-invierno 2017/2018 de la Semana de la Moda de París, fue galáctica, pero también delicada y muy juvenil.

Los trajes de tweed fueron adaptados con acierto a un público más joven mediante siluetas fluidas, con combinaciones de jerséis de lana y faldas plisadas por debajo de la rodilla, monos con pantalón de pata de elefante, y trajes de chaqueta con bermudas.

En cuanto a las formas, una propuesta cómoda con un toque deportivo cargada de pantalones, pero también bolsos concebidos como bolsas de gimnasio, y un sinfín de modelos acolchados cruzados en bandolera.

Tejidos metalizados, lurex, lentejuelas y purpurina para la confección de cada una de las piezas de esta línea, en la que el acolchado se llevó en plateado o rosa metalizado, incluso en forma de manta, que las modelos portaron en torno a la cabeza y hombros, como si se tratara de un velo.

El blanco fue el rey absoluto de la pasarela también en largas gabardinas de estilo militar, chaquetas y abrigos "babydoll", pues el futurismo de la colección tuvo sin embargo un guiño a los años 60, por ejemplo, en el cabello cardado de las modelos, acompañado con una diadema de cristales incrustados sobre una cinta de lana.

La idea de superponer los vestidos a los pantalones funcionó para la histórica casa francesa, que combinó el look además con botas de caña alta de brillantina, con un tacón bajo y cuadrado, apto para el día a día.

En el casting de modelos no faltaron las top del momento: Kendall Jenner o Gigi y Bella Hadid, mientras que Cara Delevingne y la actual musa de la casa, Lily-Rose Depp, fueron las protagonistas de la primera fila de los espectadores. Un gesto evidente de que la marca quiere seguir siendo la referencia de la moda para las futuras generaciones.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.

compartir

comentar

  • comentarios
publicidad
publicidad