6 eventos en vivo

Feminidad, sofisticación y exotismo para la mujer en pasarela de Nueva York

16 feb 2017
00h06
  • separator
  • comentarios

La Semana de la Moda de Nueva York fue testigo hoy de la presentación de las colecciones de Delpozo, Michael Kors y Ralph Lauren, que quisieron destacar la faceta femenina, sofisticada y exótica de la mujer en la recta final de la pasarela de la Gran Manzana.

La firma española Delpozo optó una colección inspirada en la espiritualidad del arte Nabi, movimiento postimpresionista, y la escultura abstracta, con grandes contrastes cromáticos y volúmenes circulares.

La propuesta para otoño invierno 2017 de Josep Font, el director creativo de la firma, destacó por abrigos y pantalones holgados, con pliegues marcados, pero a la vez suaves y mangas curvas, de colores como el azul Klein, el marfil y el ámbar.

Delpozo envolvió el cuerpo de la mujer en materiales como la franela, el jacquard estampado y el lamé de seda, mientras que la silueta tulipán envolvía hombros, faldas y vestidos "cocktail".

El estilo Nabi se manifestó en las tonalidades más sosegadas y oscuras, como el negro medianoche, burdeos oscuro, azul noche, castaña y verde oscuro.

Los ceñidos jerséis de punto que se extienden hasta la cabeza con capuchas bordadas formaron siluetas orgánicas que contrastaban con las grandes solapas de los abrigos, las mangas en forma de lazo y los grandes volantes en el cuello y la parte delantera de las camisas y en las faldas.

En este desfile tampoco faltaron las prendas de estampado floral en organza, un diseño abstracto y exclusivo de la casa, en color azul, rosa y amarillo, así como los emblemáticos vestidos en tul de seda con varias capas.

Por su parte, el diseñador estadounidense Michael Kors no defraudó tampoco en la Semana de la Moda de Nueva York con diseños de estilo clásico y sofisticado que caracterizan a la prestigiosa casa de moda.

Los abrigos abotonados de líneas rectas en colores neutros como el camel, el negro o el gris en varios tonos fueron los protagonistas, así como los típicos estampados tartán que recuerdan al estilo del caballero británico.

Kors presentó asimismo pantalones de traje holgados en tonos grises y negros, de talle alto y que se ajustan a la cintura con armoniosos cinturones, los cuales combina con anchas camisas que muestran un discreto escote para dar un toque de sensualidad.

La firma también recuperó el clásico "trench" (gabardina), que presentó en tonos verde oliva en su versión más moderada, o en cuero de color vino para las mujeres que quieren darle un toque diferente a su vestimenta.

Para las prendas exteriores, dominó asimismo la piel de zorro, que se llevó tanto en largos y voluminosos chalecos en negro y gris, chaquetas cortas en camel, o chaquetones hasta la rodilla en rosa oscuro.

Durante el día, la firma apostó por faldas drapeadas también en tonos neutros que terminaban por encima de la rodilla en su parte delantera, pero que caían hasta media pantorilla por detrás para crear un elegante movimiento de la prenda al caminar.

Para la noche, Kors se decantó por los brillos en vestidos midi (por debajo de la rodilla) ajustados a la cintura y de falda drapeada en negro, plateado y dorado, colores que en ocasiones combinó elegantemente con estampados animales.

En sus piezas de gala, la casa de moda estadounidense echó mano de lentejuelas negras y largos flecos en un guiño a los años 20 tanto en vestidos por debajo de la rodilla, ceñidos a la cintura y con profundos escotes en pico, como en vestidos más cortos en palabra de honor.

Mientras, Ralph Lauren apostó hoy por una exótica colección en la que destacaron los elegantes y opulentos vestidos de satén y tejidos metalizados de color dorado.

La colección, que busca reflejar la "sensualidad moderna", viste a la mujer de colores tierra y miel, negro e incluso púrpura, en finos y ligeros materiales como la seda de lino, el lamé y el satén.

El desfile tuvo lugar en la avenida Madison de Manhattan, donde se encuentra una de las tiendas insignia de esta casa de moda, en un barrio donde los 3.000 dólares que cuestan algunos de sus trajes de noche están al alcance del bolsillo de muchas clientas.

Largos vestidos con aperturas a la altura de las costillas y raja lateral, vestidos camiseros de lino, tejidos de crochet dorado, monos de cuero negro y complementos con estampado de leopardo son algunas de las piezas que forman parte de esta novedosa colección.

Destacan también las prendas con estampado de pitón y las largas capas de los vestidos florales de una translúcida viscosa de seda que evocan ese oasis que inspira la colección.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.

compartir

comentar

  • comentarios
publicidad
publicidad